Regula tus Emociones
7996
post-template-default,single,single-post,postid-7996,single-format-standard,bridge-core-1.0.5,ctct-bridge,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,qode-theme-ver-18.1,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.2,vc_responsive

Regula tus Emociones

En todo momento, tú tienes una meta activa, y cualquier situación que se te presente, interrumpe esa meta.  Tu atención y el significado que tú le des a la situación que se te presente, van a decidir tu respuesta.  Vas para tu casa y enciendes la meta de dormir.  Tienes tu rutina, pero de repente, alguien te llama.  Interrumpen tu meta, llaman tu atención y tú decides a qué le vas a prestar atención, decides el significado que le vas a dar, y basado en eso, respondes.  Para regular tus emociones, tienes que ver todo este ciclo.  

Tú decides lo que amerita una respuesta de reclamo de tu parte, por ejemplo, y qué dejas pasar.  Ese sube y baja sabio, regulado, es lo que te permite a ti tomar decisiones.  

Cuando se va a hacer un vuelo en helicóptero, hay que conocer cuál es el propósito de la misión; y es de acuerdo a esto que se suben o se bajan los límites de seguridad.  Si hay que buscar un corazón, un órgano para un trasplante, y hay poca visibilidad, el capitán puede decidir salir comoquiera porque la meta es un corazón para salvar a alguien.  Así que se toma mayor riesgo para buscar un corazón que para ir a comer a un restaurante.  Si Kobe Bryant lo que iba a perder era un juego de su hija, es probable que el piloto no debiera salir bajo las condiciones de poca visibilidad.  La urgencia, el propósito es lo que decide el límite de riesgo.  Y así es que nosotros debemos ver la vida.  El discernir esto y pasar por el debido proceso de pensamiento es lo que te ayuda a ti a ver cuánto te dura y cuán intenso es lo que tú experimentas.  

Todo esto tú lo diriges con el compás.  Todo esto tiene que ver con tus pensamientos, con tu tiempo, con tus hábitos, con tus acciones, con la palabra de Dios.  

Hay tres cosas básicas que te ayudan a regular tus emociones:  

  1. Tu ciclo de pensamiento ante una situación: tu atención, significado y respuesta.  
    1. Situaciones – Hay muchas cosas inesperadas que van a ocurrir, pero hay muchas en las que podemos decidir a dónde ir o dónde estar.  Hay lugares que tú evitas para no sentirte mal, gente que evitas para no sentirte incómodo.  Por supuesto, no siempre puedes evitar la incomodidad, porque sin reto no hay progreso.  El punto es que, aunque no puedes controlar todas las situaciones, como que alguien se te duerma al lado en un servicio, sí puedes controlar al lado de quién te sientas.  Entonces, si ya sabes que hay uno que siempre se duerme, en el próximo servicio, te sientas en otro lugar.  
    2. Atención – A qué le prestas tu atención o tu enfoque en un espacio de tiempo.  ¿Te vas a enfocar en la meta, o en el que está dormido?  
    3. Significado – El valor que le asignamos a lo que nos ocurre.  ¿Cuán importante es esto para ti ahora, en una escala del 1 al 10?  Jesús tuvo que darles enfoques a diferentes personas.  Cuando iba camino a casa de Jairo, se detuvo para hablar con la mujer del flujo de sangre; tuvo que darle valor en ese instante a aquella mujer, y olvidarse de Jairo por un momento.  Nadie asigna ese valor por ti.  Cada uno de nosotros lo asigna.  
    4. Respuesta – Tus reacciones son tu responsabilidad.  No hay tal cosa como que alguien te haga reaccionar de cierta manera.  Tú decides cómo tú reaccionas.  Ante la situación que vino a interrumpir tu meta activa, tú decidiste prestarle atención, darle valor, y basado en eso, reaccionaste.  
  2. Medita en la palabra de Dios.  No te das cuenta, pero hoy tú regulas tus emociones como por mucho tiempo no habías hecho, con el mero hecho de prestar tu atención a este mensaje.  Accediste a leer de manera activa, con intención de meditar, analizar.  Si tú quieres regular tus emociones, tienes que sacar tiempo para esto.  

Ante la muerte trágica de Kobe Bryant, por ejemplo, mucha gente que ni le seguía se entristeció por un buen tiempo.  Pero es que eso era todo lo que se veía en los medios constantemente, y es imposible evitar que algo que ves todo el tiempo te afecte.  Hay gente que pasa el día entero oyendo la radio, cuando las noticias son las mismas a lo largo de todo el día.  Escoge dejar de ver la misma noticia diez veces.  Cada vez que oyes la palabra corrupción, te da coraje.  No es que ignoremos la realidad de que existe o que la neguemos, pero si te va a dar coraje, evítalo.  Si sigues meditando en lo mismo, nunca podrás regular tus emociones.  Cuida de ti.  Cuando vas en un avión, te dicen que si hubiera que usar las máscaras de oxígeno y andas con niños, por ejemplo, te la pongas tú primero, y luego al niño.  Cuida de ti.  Duerme, haz ejercicios, come bien, descansa, diviértete, pasa un buen rato, ve a la iglesia, aprende, estimula tus emociones, disfruta con tu pareja, goza de la vida.  Cuídate.  La falta de sueño, por ejemplo, puede ser uno de tus más grandes errores.  No todos los días vas a tener un sueño perfecto, pero debes buscar mejorar.  Si tú no lo haces por ti mismo, nadie más lo va a hacer por ti.  Cuida de ti. 

3 Comments
  • haydem
    Posted at 10:06h, 04 November Reply

    Amén amén. Gloria a Dios

  • Lady Corredor
    Posted at 02:14h, 05 November Reply

    Amen yo creo esta palabra en mi vida y darle un nuevo cambio. a mi vida en todas las áreas deseo ser más obedientes a las reglas de. DIOS coml también buscar un lugar y congrregarme no quiero vivir uan vida vacía, hay veces no le encuentro sentido a mi vida me siento sola vacía. ,empede por ejercitar hacee ejercicio si se que debo buscar más de Dios como el primer lugar gracias pastor ustde de muchas manera edifica mi vida. Lo bendigo

  • Ines Rodriguez
    Posted at 20:58h, 06 November Reply

    Gracias. Es verdad, evitar lo que nos puede afectar y enfocarse en la meta esa es la clave!
    Somos responsables de nuestras reacciones. Sacar tiempo para cuidarnos y meditar en la Palabra de Dios nos asigna un gran valor. Muy cierto!
    Bendecido!

Post A Comment